Gastronomía a bordo del Oceanía Riviera⛵✔👌

Riviera

Exquisita gastronomía a bordo 

Nuestro crucero en el Riviera era el primero en una compañía upper premium, y  nos sorprendió que en Oceanía Cruises no hay turnos fijos ni mesas asignadas.

Cada noche puedes elegir para cenar entre el Gran Dinning Room o la Terrace Cafe.

También hay cuatro restaurantes de especialidades gratuitos (a los que como mínimo te garantizan que puedas acudir una vez en cada crucero) y dos de pago.

Esa noche decidimos ir al GDR y disfrutamos de una maravillosa cena.

Ya lo iréis viendo en las fotos a lo largo del relato, pero la gastronomía en Oceanía está super cuidada y es de lo mejorcito que he visto nunca :woohoo: :woohoo: :woohoo:

Ni que deciros que cuándo volví tuve que penar a lechuguitas y pescadito a la plancha los excesos cometidos durante once días a bordo. :evil: :evil:

Esta es la carta que había ese día y estos los platos que nosotras elegimos

Tras la cena, espectáculo de bienvenida en el Lounge, un gin tonic en el Martinis Bar y a dormir

¡¡Al día siguiente nos esperaba Sorrento!! :woohoo: :woohoo:

Curiosidades a bordo 

Como «curiosidades» del primer día a bordo de Oceanía, deciros que:

1.- El idioma es el inglés y aunque hay camareros y tripulación de habla hispana, creo que es necesario un mínimo conocimiento del idioma.

Aunque mi madre, que no entiende ni papa de inglés, dice que ella no tuvo ningún problema para hacerse entender en todo momento :laugh: :laugh:

2.- Al ser un recorrido con puertos europeos, nos cobraron en todas las compras y consumiciones alcohólicas (las otras son gratis :whistle: :whistle: ) el 21% de IVA.

En cambio no nos cobraron el 15 % de gratuity que cobran a bordo de otras navieras.

3.- Las propinas eran en aquel momento 13,50 $ persona/día (5 $ más en Suites).

Pero nosotros teníamos un crédito a bordo, cortesía de la naviera en combinación con nuestra agencia de viajes, de 500 $ :woohoo: :woohoo:

4.- Los diarios de a bordo y el resto de comunicaciones están en inglés.

Eso sí, durante todo el crucero, tuvieron la cortesía de dejarnos en el camarote una versión reducida del diario en castellano.

5.- El spa y sus instalaciones son espectaculares, pero los precios también son espectaculares :evil: :evil:

6.- No hay fotógrafos a bordo ni te asaltan todo el día con mercadillos improvisados para que compres.

Es una sensación rara: así como en otras navieras, tienes que estar sacando la tarjeta a cada rato, aquí apenas la utilizas en todo el día :laugh: :laugh:

7.- La conexión a Internet (que no utilicé) era, a mi juicio, excesivamente cara, aunque había un paquete de conexión ilimitada por 21,99 $ /día.

8.- Puedes solicitar que te dejen el periódico de tu elección.

Hay una amplia lista de periódicos internacionales, y aunque no hay ninguno español, me consta que si es posible también conseguirlo, con un coste de 6,50 $ por día.

Podías elegir que te lo dejasen todos los días, y también por días sueltos.

No lo utilicé porque en el Concierge Club :P :P teníamos, a diario, todos los periódicos que necesitásemos.

9.- Había una amplia lista de cadenas de televisión pero ningún canal español :blush:.

Eso sí, habia una amplia programación de películas a todas horas a través del televisor del camarote y una colección de DVD disponibles, de forma gratuita, en la Recepción.

 

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.